El Gobierno niega un cambio de criterio sobre la presunta rebelión de los independentistas encarcelados