La lava del volcán de La Palma llega a la zona urbana de La Laguna y amenaza a una gasolinera