Las fake news sobre el coronavirus y el negocio de las mascarillas