Comienza la segunda oleada del estudio de seroprevalencia en España