Ninguna muerte por COVID-19 en España por primera vez desde marzo