Muere un mantero de un paro cardíaco en el madrileño barrio de Lavapiés