Más del 80% de los padres publican fotos de sus hijos antes de los seis meses de vida sin sopesar los riesgos