La joven agredida en Almería “se defendió todo lo que pudo y tenía restos de carne del agresor debajo de las uñas”