Isabel Gemio cobraba parte de los cachés que decía donar, según Lydia Lozano