La sinceridad de Makoke, en entredicho: los colaboradores no creen sus palabras y se enfrentan a ella