El móvil de Dana podría haberse encendido: su novio muestra capturas de pantalla de los mensajes que le ha enviado