Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un padre que no quiere la custodia compartida de sus hijos

Nacho tuvo que aceptar la custodia compartida de sus hijos con su ex mujer. Cada 15 días, los pequeños cambian de casa para estar medio mes con la madre y el otro medio mes con el padre. Nacho asegura que él es un buen padre, adora a sus hijos, pero que su trabajo le impide cuidar de ellos como se merecen.

Lourdes, su exmujer, siempre cuidó de sus hijos mientras estaba casada con Nacho, incluso dejó su carrera laboral de lado para dedicarse a ellos. Ahora,  la exmujer de Nacho tiene una nueva vida. Ha conocido a un nuevo hombre con quien convive las semanas en las que sus hijos están con su padre y ha retomado sus estudios. Por otro lado el trabajo de Nacho no le deja pasar tiempo con sus hijos ya que viaja a Suecia tres veces al mes y pasa allí varios días.
Por eso, Nacho pide al juez en 'De buena ley' que se le retire la custodia compartida de sus hijos y que a cambio pasen con él vacaciones y fines de semana. Lourdes se niega a modificar la custodia. Ella también tiene derecho a vivir como lo hace su ex. ¿Con quién se quedarán los niños si su padre asegura que no puede cuidarlos y su madre se niega a tener la custodia completa?
Ricardo Sanz y Esther Jaén interrogarán a estos padres. Sus preguntas pondrán contra las cuerdas a Nacho y a Lourdes.
En las gradas, Ana García Lozano e Irma Soriano se enfrentan al defender sus posturas en este caso.
Isabel Winkels resuelve el caso. ¿Conseguirá Nacho renunciar a la custodia compartida de sus hijos?