David empata sobre la bocina y el bote llega a 300.000 euros