El nuevo problema de Isabel Pantoja: Una plaga de ratas en Cantora