Juan Carlos Quer y Diana López-Pinell, tres años de batallas legales