El mosso que escolta a Puigdemont lleva 100 días de vacaciones pagados por la Generalitat