Encuentran a un niño muerto en su habitación y lo relacionan con el juego de "la ballena azul"