Ómicron rompe las previsiones de los hoteleros en Navidad: "Ha arrasado como un tsunami e irá a peor"