Un seguidor bosnio salta al campo durante el partido y se abraza a Pjanic