Daniel Collado consigue que Edurne doble una aguja sin darse cuenta y sin pincharse: “Es alucinante”