Xavi demuestra que si se desea no hay límites: "Quiero que los niños vean que ser diferentes no es ser inferiores"