De enemigas íntimas, a súper amiguis... ¡Ya hasta se depilan la una a la otra!