Verdeliss no quiere mediar entre Mónica y Miriam: “No soy una mandada y esto no es un patio de colegio”