Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros con fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada (recopilan datos sobre tus gustos y perfil).

Si continúas navegando por el sitio, estás aceptando su uso.

Puedes rechazar la utilización de cookies u obtener más información al respecto en nuestra Política de Cookies

A través de cualquiera de las páginas webs del Grupo tiene la opción de personalizar las cookies tal y como desee.

Inditex, en el ojo del huracán por no cerrar sus tiendas en Rusia: Mango, H&M o Ikea, ya lo han hecho

Inditex mantiene abiertas sus 527 tiendas en Rusia, su segundo mercado después de España, con más de 9.000 empleados, mientras que Tendam, que cuenta con 50 establecimientos en dicho país, analiza la situación derivada de la invasión rusa en Ucrania. En concreto, la compañía fundada por Amancio Ortega, que decidió la semana pasada cerrar sus casi 80 tiendas en Ucrania cuando comenzó la invasión, es una de las empresas españolas con mayor exposición a Rusia, donde sigue operando con normalidad, tal y como se desprende de las webs de venta en Rusia, que siguen activas.

Rusia es el segundo mercado más importante para la compañía en número de tiendas, por detrás de España, donde posee más de 1.300 establecimientos. En concreto, Inditex cuenta en este país con una red, integrada por 86 Zara, 87 Pull & Bear, 53 Massimo Dutti, 106 Bershka, 76 Stradivarius, 63 Oysho, 44 Zara Home y 12 Uterqüe, integradas en Massimo Dutti.

Inditex, una de las 30 empresas mundiales más expuestas al conflicto

Dentro de las 30 empresas mundiales más expuestas al conflicto bélico, Inditex es la única española que aparece, según un informe de la firma de análisis de mercados MacroYield. De esta forma, Inditex mantiene su actividad en Rusia después de que otras empresas del sector textil como H&M, con 168 establecimientos, y Mango, con 120 tiendas en Rusia, de las que 65 son franquicias, hayan decidido salir del país.

Fuentes del sector consultadas por Europa Press han precisado que no es comparable el número de tiendas que posee Inditex en Rusia frente a otras marcas textiles, al tiempo que han añadido que empresas como Pepsi, Coca-Cola, Starbucks o McDonald's siguen con su actividad en el país, lo mismo que otras marcas del sector del lujo.

Por su parte, desde Tendam han señalado a Europa Press que están analizando la situación para adoptar una decisión sobre los 50 establecimientos que posee la firma en Rusia, "con todas las opciones sobre la mesa".

IKEA y Mango suspenden las actividades en Rusia

Mango sí decidió ayer "cesar temporalmente" sus operaciones en Rusia y cerrar todas sus tiendas y el ecommerce, además de frenar sus envíos al país, mientras que H&M anunció su intención de interrumpir temporalmente sus ventas en Rusia como consecuencia de los "trágicos" acontecimientos en Ucrania.

La cadena sueca de muebles y objetos para el hogar IKEA anunció este jueves la suspensión temporal de sus actividades en Rusia y Bielorrusia por la guerra en Ucrania. "La guerra ya está teniendo un impacto humano enorme. Y también está resultando en alteraciones serias en la cadena de suministro y en las condiciones para comerciar. Por todas esas razones, los grupos de la compañía han decidido suspender temporalmente sus operaciones en Rusia y en Bielorrusia", según un comunicado.
 
Esa decisión implica que Inter IKEA, dueño de la marca, paralizará todas las exportaciones e importaciones a y desde Rusia y Bielorrusia, así como toda la producción en Rusia, lo que afecta también a todas las entregas de los subcontratistas. Ingka Group, sociedad que concentra el 90% de las ventas de IKEA y opera en 32 países con más de 170.000 trabajadores, suspenderá también todas sus operaciones minoristas en Rusia.

El cierre no afectará, sin embargo, a los centros comerciales Mega, controlados por Ingka, que seguirán abiertos "para asegurar que mucha gente en Rusia tenga acceso a sus necesidades diarias y esenciales como comida, verduras y farmacias", precisa el comunicado. La decisión de IKEA tendrá "impacto directo" en los 15.000 trabajadores que la cadena sueca tiene en ambos países. "Las ambiciones de la compañía son a largo plazo y hemos asegurado estabilidad de empleo e ingresos para el futuro inmediato y proporcionado apoyo a estos (trabajadores) y a sus familias en la región", aseguró IKEA.

La fundación IKEA anunció además una donación inmediata de 20 millones de euros (22,2 millones de dólares) para ayuda humanitaria a los desplazados por el conflicto bélico, respondiendo a una llamada de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR). "La situación es extremadamente crítica y cambia con rapidez. Los grupos de la compañía se han consagrado a navegar en esta realidad, con el interés de la gente como prioridad principal", señaló la firma sueca.

Mientras Inter IKEA es el dueño del concepto de la cadena de muebles, es el grupo Ingka el que concentra el 90% de las ventas de la firma sueca, que posee una compleja estructura con fundaciones y compañías con sedes en varios países, controladas por la familia de su fundador, Ingvar Kamprad, fallecido en 2018.

Mango cesa sus operaciones en Rusia

"Mango ha tomado la decisión de cesar temporalmente sus operaciones en Rusia, cerrando sus tiendas propias y su plataforma online propia y paralizando el envío de nueva mercancía hacia el país". Así lo ha anunciado este jueves la firma de textil española a través de un comunicado, en el que también expresa que ha "tratado de proteger la operativa en el país hasta el último momento", pero que la situación del país no garantiza ni la seguridad ni la llegada de suministros ante las sanciones internacionales.

De este modo, la multinacional sigue la estela de otros gigantes del consumo como H&M, que también han bajado la persiana en este país, Volvo, que deja de vender coches a Rusia, o Ikea, que hizo extensible este jueves la retira de su negocio a Bielorrusia. Sobre sus empleados, a saber 800 en Rusia y 116 en Ucrania, confiesa en la nota seguir "con tristeza y preocupación" la evolución de la situación geopolítica en el país báltico. Y apunta, en ese sentido, que está en contacto "constante" con sus trabajadores en Ucrania y que les "garantizará la cobertura y apoyo durante los próximos meses". Así, Mango aclara que "se pone a disposición de sus trabajadores en Rusia, así como de franquiciados y otros socios, con el fin de velar por sus necesidades".

Por otro lado, la compañía también anuncia que ha puesto en funcionamiento diferentes organismo con el objetivo de "donar ropa en respuesta a la crisis de refugiados. Un material que la compañía podría hacer llegar donde fuera necesario", asegura. En números, Mango ingresó 1.842 millones de euros en 2020 y está presente en 110 países, si bien no ha detallado qué parte de la facturación global aporta Rusia.