El frío dispara el precio de la luz hasta el segundo más alto en la historia