Un tiroteo en un centro comercial en Colorado deja diez muertos, entre ellos un policía