La EMA estudia la relación de la vacuna de AstraZeneca y la posibilidad de sufrir el síndrome Guillain-Barré