Los hosteleros de Benidorm salen a la calle ante unas medidas que dañan al sector