Julio acaba con al menos 8 mujeres asesinadas por violencia de género que elevan a 36 las víctimas mortales de 2019