Álvaro y Sabela dan un paso más y ya duermen juntos, haciendo saltar 'La luz de la tentación'