Venezuela, el país de las 'lolas'