Algunos colaboradores creen que Kiko H. sabía que le grababan mientras hablaba con María Lapiedra durante la publicidad