‘Sálvame’ destapa un nuevo chanchullo de Raquel Bollo: vende diseños propios, que en realidad no lo son