Pohjansapalo marca un gol histórico de cabeza ante Dinamarca (0-1) y no lo celebra por respeto a Eriksen