Aramis Fuster, al natural: El día que se dio rayos UVA completamente desnuda