Madre e hija se ven por primera vez después de que Belén abandonara a Estefanía por su adicción a las drogas