Madonna se bebe su propia orina para mantenerse fuerte y sana después de sus conciertos