Sonsoles Ónega se muestra orgullosa de su 1, 56 de altura para quejarse de los insultos sobre el físico de las mujeres