Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Marussia entra en concurso de acreedores y será baja en Austin

Pic, piloto de Marussia, toma una curva durante una sesión de entrenamiento en el Circuit de CatalunyaReuteres

La gestión de Marussia entrará en situación de administración, al igual que le ha ocurrido a Caterham, según han anunciado los administradores de la firma 'FRP Advisory LLP', que se harán cargo del devenir del equipo de Fórmula 1 y que confirmaron que "no es viable" que los monoplazas estén en el Gran Premio de los Estados Unidos que se disputa este fin de semana en el Circuito de Las Américas.

La noticia no es una sorpresa ya que Marussia estaba atravesando una delicada situación financiera y el propio dueño de los derechos del Mundial, Bernie Ecclestone, fue claro el pasado fin de semana sobre su futuro y el de Caterham. "Ninguna de las dos escuderías van a ir a América", señaló a 'Reuters'.
"Con la imposibilidad de los accionistas de ofrecer el nivel de fondos requerido, la dirección del equipo ha trabajado sin descanso para traer nuevas inversiones y alargar los plazos, pero ha sido imposible, desafortunadamente, lograrlo en el tiempo disponible. Consecuentemente, no ha habido otra alternativa que dejar a la compañía gestionada por administradores", ha declarado Geoff Rowley, representante de 'FRP Advisory LLP', a través de un comunicado emitido este lunes.
Además, Rowley ha añadido que "a pesar de que el equipo ha realizado un progreso significativo durante un periodo relativamente corto" no ha sido suficiente debido a que "sacar adelante una escudería de F1 requiere continuas y significativas inversiones" que finalmente el equipo no ha podido conseguir.
"Ahora con Marussia gestionada por una administración, el conjunto de los administradores ha acordado que, dadas las circunstancias financieras del grupo, no es viable que Marussia participe en la siguiente carrera, el Gran Premio de los Estados Unidos que tendrá lugar este fin de semana en Austin, Texas. La compañía seguirá operando mientras la Junta de Administradores continua aclarando la viabilidad a largo plazo de la compañía en su formato actual", sentenció Rowley, dejando abierta la posibilidad de competir en Sao Paulo.
Marussia aterrizó en la Fórmula Uno en 2012, tras la adquisición del antiguo equipo británico 'Virgin Racing', corriendo incluso bajo bandera rusa ya en 2011, inicios en los que contó entre sus filas con la fallecida María de Villota como piloto de pruebas. El equipo cuenta en la actualidad con alrededor de 200 empleados y 2 puntos en el campeonato de constructores por parte de Jules Bianchi, que continúa en el hospital tras sufrir un grave accidente en Suzuka.