Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El circuito de Bakú presentará cambios en los bordillos y el 'pit lane'

Los trabajadores de pista trabajaron toda la noche para realizar cambios en el circuito urbano de Bakú, que alberga la primera carrera de Fórmula 1 de Azerbaiyán este domingo, después de los problemas con las placas de levantamiento de los bordillos durante los entrenamientos libres del viernes.
El director de carrera, Charlie Whiting, reconoció a Reuters el sábado que las líneas blancas que delimitan la entrada y salida del 'pit lane' también habían sido repintados para mejorar la seguridad.
"Sólo las líneas, eso es todo, para que no haya ningún malentendido si dos coches van uno detrás de otro y el de delante quiere entrar. La idea es que sea un poco más claro para el conductor de detrás que el coche de delante está entrando a boxes", explicó Whiting.
Algunos conductores habían expresado su preocupación por el enfoque del 'pit lane', que entra en una chicane después de salir de la larga recta principal y después continúa antes de llegar al punto en el que el limitador de velocidad entra en vigor.
Las placas de los bordillos, las cuales se atornillan a los insertos de hormigón en el asfalto, se eliminaron en las curvas 6 y 12 y se sustituyen por zonas pintadas que se parecen a los bordillos. "Decidimos hacer eso en lugar de tratar de controlar los bordillos", dijo Whiting, que indicó que las fijaciones eran del mismo tipo que las que usaron, sin problemas, en México y Singapur.
El circuito de Bakú serpentea alrededor de las paredes de la ciudad medieval antes de una recta de dos kilómetros en primera línea del Mar Caspio.