Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bergantiños: "Hay que mantener la cabeza fría, saber lo que somos y unirnos para lo que queda"

El centrocampista del RC Deportivo Álex Bergantiños ha asegurado que a pesar de acumular una racha de diez partidos ligueros sin ganar el equipo debe "mantener la cabeza fría" y unirse "para lo que queda" de Liga BBVA, consciente de que el objetivo es lograr la permanencia.
"Debemos ser listos, saber que esto son dinámicas durante las temporadas. Todos los equipos pasan por ellas. Hay equipos que están muy mal que llevan siete sin perder, el Getafe lleva seis derrotas seguidas cuando hace nada había ganado cuatro seguidos. Son dinámicas del año. Tenemos que mantener la cabeza fría. Saber lo que somos, el objetivo real que tenemos durante todo el año y unirnos para lo que queda", declaró en la comparecencia en la sala de prensa de Abegondo.
En este sentido, el coruñés señaló que deben "estar frescos mentalmente" y "borrar todas las dudas". "Lo que no nos va a ayudar es el pasado, todo lo que hicimos bueno o malo no nos va a ayudar en Bilbao cuando estemos en el campo. Tenemos que apoyarnos, unirnos y saber que tenemos capacidad y equipo suficiente para conseguir el objetivo e intentar hacerlo cuanto antes", subrayó.
Sobre la derrota del domingo ante el Granada en Riazor (0-1), Bergantiños reconoció que el vestuario está "triste" pero que toca "analizar el partido". "Pensamos en Bilbao y no miramos más allá. Está decepcionado el equipo porque no se pudo ganar ayer. Tristes por eso, pero nada más", expresó.
"Las rachas, los números, las estadísticas se pueden mirar de muchas maneras. También llevábamos mucho tiempo sin perder. Ahora ha llegado la mala racha de dos partidos seguidos perdidos y es lo que nos duele", continuó.
Además, explicó que en su sustitución, el técnico Víctor Sánchez del Amo "consideró que era lo más oportuno para el equipo". "Siempre que no ganas tienes más dudas en tus acciones. Eso es normal. Es la guerra que tenemos los futbolistas cada semana. Cuando el partido va 2-0 a favor siempre te atreves a cosas diferentes y lo normal es que te salgan porque tienes más confianza. Es fútbol, es parte de esto", manifestó.
Volviendo al duelo, el jugador gallego aseguró que el Granada "se encontró con el partido que quería cuando marcó el gol". "Si hubiéramos marcado nosotros antes el escenario sería totalmente diferente. Se les dio el partido como ellos querían, encontrarse con ese gol en un error nuestro y luego vivir de eso. Estar muy juntos atrás, había muy pocos espacios. Había que ser muy precisos para encontrar espacios y hacerles daño y luego cuando salían sabemos del potencial de sus hombres de arriba. Son gente muy potente, muy rápida y muy peligroso. Es a lo que se dedicaron todo el resto del partido", apuntó.
"Por querer atacar, a raíz de que vas perdiendo, quizás te vuelcas más en atacar y en no tener esa precisión nos hacía descolocarnos más en ataque y propiciar eso. Si te descolocas para atacar y no estás cerca en la presión para recuperar rápido se provoca eso, los espacios que ellos tenían para poder salir con gente, en igualdad numérica y con mucho espacio. El partido hubiera sido totalmente diferente si nosotros nos pusiéramos por delante", concluyó.