Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Emery: "Estoy satisfecho por el despliegue y sacrificio del equipo"

El técnico del Sevilla, Unai Emery, se mostró "satisfecho" sólo en parte por el empate cosechado este domingo (0-0) en el Vicente Calderón, ya que protagonizaron un gran "despliegue y sacrificio" después de quedarse con uno menos y con media hora de exigente partido por delante ante el Atlético de Madrid.
"Es para estar contento con el despliegue del equipo y con la capacidad de trabajo colectivo. Queríamos ganar y sabíamos que todo pasaba porque tuviéramos esa capacidad de sufrimiento cuando el Atlético de Madrid hiciera situaciones", indicó en la rueda de prensa posterior al encuentro.
Aún así, el de Hondarribia reconoció que buscaron la victoria para dar un salto en la clasificación. "Queríamos salir rápido y llegar a su portería, necesitábamos generar llegadas. En el primero tiempo forzamos cuatro córners, que era uno de nuestros objetivos, hemos tenido una ocasión buena con el remate al larguero de Éver y hemos estado bien defensivamente", apuntó.
"Queríamos mantener la línea de la primera mitad y ganar. Necesitábamos esos tres puntos para dar un paso en la clasificación, pero con la expulsión con un jugador y ante el líder de la Liga el empate te deja satisfecho por el despliegue y el sacrificio del equipo, pero en la parte de no poder ganar nos quedamos con esa insatisfacción de no llevarnos los tres puntos", añadió.
Emery no ocultó que fuera de casa siguen con un pobre rendimiento, sin conocer aún la victoria después de 21 jornadas. "Hemos perdido una oportunidad de ganar. Fuera de casa estamos en un déficit. El empate nos mantiene con fortaleza, en el Ramón Sánchez Pizjuán estamos fuertes. Necesitamos mejorar, hacer algo más. Está claro que es un punto contra el líder, un equipo que se hace muy fuerte en casa, pero para nosotros es insuficiente", explicó.
Además, el técnico del Sevilla no quiso entrar a valorar la segunda amarilla a Vitolo y su propia expulsión por protestar. "Con la expulsión teníamos menos capacidad de poder defender y sobre todo atacar y a partir de ahí el equipo ha tenido una llegada peligrosa, pero nos ha perjudicado el jugar con un jugador menos", confesó.
"Es una parte más del juego, no queremos ni que expulsen un jugador nuestro ni a mí, pero el árbitro toma esa decisión y prefiero no entrar a valorar nada más. No es normal, porque no soy muy conflictivo para eso, soy muy fácil de llevar", añadió al tiempo que reconoció que espera que su equipo siga mejorando.
"Queremos crecer en todos los aspectos para que se vea en la clasificación. Nos falta, del nivel competitivo estoy satisfecho, pero para el resultado final nos falta y hay que seguir trabajando. Nuestra credibilidad seguiremos manteniéndola si tenemos esta línea en casa y si somos más regulares fuera. Queremos y necesitamos dar un paso más", finalizó.