Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Valverde: "Lo podemos conseguir y es cuestión de insistir"

El entrenador del Athletic Club, Ernesto Valverde, ha manifestado en la previa del partido de vuelta de los cuartos de final de la Copa del Rey contra el FC Barcelona, en el Camp Nou y con 1-2 adverso de la ida, que pueden conseguir el "reto difícil" de darle la vuelta a la eliminatoria y estar en semifinales, para lo que será indispensable "insistir" y salir a morder igual que hicieron en la ida y olvidar el duro 6-0 de la Liga en Barcelona.
"La manera de conseguir estas cosas es ponerse a ello y no pensar mucho. Y estamos trabajando para ganar, también lo hicimos en la ida pero todo es difícil. Aunque sea difícil lo podemos conseguir y es cuestión de insistir, porque si no lo haces las cosas no te van a caer de tu lado. Sabemos lo que tenemos que hacer, y mejor que otras veces. Tenemos un tanto por ciento menor que el de ellos pero lo tenemos que explotar hasta el final", manifestó en rueda de prensa.
Además, el claro 5-2 ante el Eibar de la pasada jornada liguera les ayuda "sin duda". "Afrontar este partido con ese buen resultado a no haberlo hecho la diferencia es sustancial. Te permite seguir confiando en tus posibilidades y a nivel moral superas tus problemas. En la Copa no tenemos nada que perder, lo tenemos difícil pero nos la tenemos que jugar", aseguró.
"Los partidos vienen muy rápidos y estamos en ello. Es un reto difícil, el Barça hace tiempo que no pierde partidos y encima no es que solo nos valga la victoria, es que solo con goles. Lo tenemos que intentar. Es difícil con lo que tienen arriba que el Barça no marque mañana pero vamos a intentar ganar aunque la empresa es complicada", repitió en este sentido el 'txingurri'.
Para intentar remontar, intentará desequilibrar al Barça. "Hay que buscar el punto en que el contrario se puede poner algo nervioso a través de una jugada determinada. Lo vimos en la ida, nuestra intención era cambiar el guión para que el Barça pudiera tener algo de miedo o que no fuera como ellos preveían. Empezamos muy fuertes, cerca de su área, pero nos superaron una vez la presión, marcaron y ahí nos entró el miedo a nosotros", reconoció.
"Tenemos que intentar que suceda lo contrario, hacerles un gol y que puedan tener algo de temor por lo que pueda pasar, aunque ello lleva el riesgo de que en cualquier jugada te puedan marcar. Una presión mal tirada en el Camp Nou nos costó penalti y expulsión y el otro día el primer gol", añadió.
A falta de la última sesión, reconoció que tiene "algún problema" con varios de sus jugadores. "Lo teníamos con Williams y no ha pasado mucho tiempo aunque el descanso el otro día le vino bien. De Marcos viene actuando los 90 minutos de manera continua y tiene alguna pequeña sobrecarga, algún golpe con Beñat, algo sobrecargado a Balenziaga y Aymeric pero el calendario viene apretado y se viene notando el paso y el peso de los partidos. Muniain tampoco pudo entrenar este lunes por un golpe", apuntó.
TAMBIÉN PIDE RESPETO AL RIVAL
Por otro lado, no quiso polemizar con las palabras de Luis Enrique Martínez en la previa sobre la "violencia" verbal de San Mamés hacia Andrés Iniesta y él mismo, sino que se puso incluso en contra de esos insultos a los blaugranas en su estadio. "Me gusta que haya respeto para todos, igual que me gustan que se nos respete fuera me gusta que los nuestros respeten a los contrarios. Tratamos siempre de inhibirnos de ello, no tengo mucho que decir", apuntó.
"Va a ser el sexto enfrentamiento con el Barça esta temporada, son muchos como para que no haya fricciones en los partidos, que 'uno me ha dado una patada' y 'el otro ha fingido más de la cuenta', es que 'me han expulsado un jugador, tu allí me has goleado y luego tu'... No lo digo por Luis Enrique, supongo que es un comentario sin más", relativizó.
Además, cree que no ayuda el hecho de jugar tanto el uno contra el otro. "Están cansados de vernos, nosotros cansado de verlos, y será un partido más. Otro partido fuerte en el que nos jugamos mucho, habrá cosas polémicas. Pero no somos un equipo que sea excesivamente duro. Es verdad que en algún momento hemos cortado una acción de contraataque pero en ningún momento tenemos mala intención, eso es palpable", añadió.
"Muniain a veces también es muy provocativo porque regatea mucho", apuntó con la intención de rebajar la tensión al creer que Neymar no provoca por el hecho de regatear. "Es bueno tener a estos jugadores", recalcó para cerrar este aspecto.