Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

CC.OO. rechaza la propuesta de Renault de trabajar los domingos en las fábricas españolas

El sindicato recuerda que el convenio de Renault tiene herramientas para "saturar" los turnos
Los representantes sindicales de CC.OO. en Renault han rechazado la propuesta realizada por el director de Producción y Logística del consorcio automovilístico, José Vicente de los Mozos, de trabajar los domingos en las fábricas españolas como una medida para mejorar la competitividad y de flexibilidad en estas plantas.
Según ha asegurado el delegado general de la Sección Sindical de CC.OO. en Renault-España, Rubén González, el actual Convenio Colectivo, con vigencia hasta el 31 de diciembre de 2016, contempla herramientas para mejorar el rendimiento de las factorías españolas sin tener que recurrir a trabajar los domingos de forma obligatoria, y no voluntaria y remunerada de forma extraordinaria como ocurre en estos momentos.
Rubén González ha apelado en concreto por "saturar" al cien por cien los actuales turnos de trabajo a través de nuevas contrataciones y sin tener que recurrir a más horas extraordinarias por parte de la actual plantilla. El sindicalista ha puesto el ejemplo concreto de Palencia, donde el turno de tarde funciona a la mitad de su capacidad en estos momentos.
"No vamos a negociar, dentro del Convenio hay mecanismos suficientes para afrontar esa flexibilidad", ha manifestado el sindicalista que ha recordado que las plantas españolas figuran en estos momentos entre el cuarto o quinto puesto en términos de competitividad, calidad y precio. "Ahora mismo está fuera de lugar", ha sentenciado.
En el mismo sentido se ha mostrado el secretario de la Sección Sindical de CC.OO. en Renault-España, Sergio García, quien ha pedido a De los Mozos que de un paso hacia adelante para equiparar a los trabajadores españoles con los salarios que perciben sus compañeros en Francia o Alemania.
"No sabemos lo que están buscando", han añadido los sindicalistas que han insistido en su convencimiento de que las factorías españolas de la marca francesa del rombo son suficientemente competitivas con las actuales herramientas negociadas y pactadas entre empresa y trabajadores.