Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El presidente de la ITF quiere una 'Final Four' para la Copa Davis

La Copa Davis y la Copa Federación podrían cambiar su formato a unos enfrentamientos en una hipotética 'Final Four' si David Haggerty, presidente de la Federación Internacional de Tenis (ITF), lleva adelante su plan de revolucionar las competiciones.
Ambos eventos por equipos, en especial la Copa Davis, han visto cómo en los últimos años los jugadores 'top' renunciaban a su participación en el torneo entre naciones debido a la mala organización del calendario, pero Haggerty se propuso reactivar su atractivo tras la victoria de Gran Bretaña ante Bélgica el pasado mes de noviembre.
Este año los encuentros se designaron a lo largo del año en varios fines de semana, con final en noviembre. La Copa Federación consistió en un grupo conformado por ocho países, mientras que en la Copa Davis participaban dieciséis equipos nacionales.
Haggerty aclaró que las eliminatorias a ida y vuelta son útiles en las primeras rondas, pero pretende ver unas semifinales y una final disputadas en una semana y una cancha neutral.
"Lo que me resulta interesante es la idea de una 'Final Four'", añadió Haggerty, quien asumió el cargo de Presidente el año pasado relevando a Francesco Ricci Bitti, en la última edición de la revista ITFWorld.
"En la última semana, generalmente en noviembre, debemos tener a los cuatro equipos nacionales en un lugar neutral por determinar", continuó. El máximo mandatario del tenis mundial explicó que deben "ser capaces de planear por adelantado la localización. Las semifinales han de jugarse en los primeros tres días, deberá haber un día de descanso y los tres días siguientes para la final".
Otra idea, comentó, sería que los campeones de la competición pasaran la primera ronda del año próximo automáticamente, poniendo el ejemplo a evitar de lo sucedido con Roger Federer y Stanislas Wawrinka en 2015. "Los jugadores de los que he hablado se han mostrado muy a favor de esta idea y creo que puede favorecer a que jueguen un poco más de lo que hacen ahora mismo", apuntó. Además, manifestó la posibilidad de revisar el formato de cinco sets en la categoría masculina.
"La Copa Davis es una gran propiedad, aunque quiero pulirla un poco", argumentaba, concluyendo que tienen que estar seguros de que este cambio "se haga eco entre los fans y los espectadores".