Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cristina es abogada y habla cuatro idiomas pero trabaja como dependienta

Aunque no era lo que buscaba, Cristina está muy contenta con su trabajo como dependienta. "Terminé la licenciatura y empecé a echar curriculums. Decidí estudiar un máster y tampoco me cogían y yo necesito trabajar y sentirme útil, aunque haya estudiado derecho", ha explicado Cristina, que cree que hay que buscar nuevas oportunidades. "Si no surge de lo tuyo puedes hacer otra cosa. Yo también sigo buscando de lo que he estudiado pero de momento... Estoy contenta y ya no soy una carga para mi familia."