Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Borja no felicita a la Baronesa por su cumpleaños

Tita Cervera y su hijo Borja siguen sin fumar la pipa de la paz. Este viernes, 23 de abril, la Baronesa cumplió 67 años y no recibió ninguna llamada de su único descendiente directo. Así se lo contó ella misma a las cámaras de 'El programa de Ana Rosa', que la pillaron en Barcelona, donde estuvo viendo la 58 edición del Trofeo Conde de Godó.
Precisamente en ese mismo lugar, estuvieron paseando Borja Thyssen y su mujer Blanca Cuesta,que esperan un niño para este verano. La pareja, que todavía no tiene nombre para su segundo hijo, se ha instalado en la ciudad condal porque Blanca tiene allí su médico.
Madre e hijo no coincidieron, aunque Tita estaba preparada: "Sería la bomba". Así calificaba un posible encuentro de ambos. Y es que la Baronesa, que estaba especialmente sincera este sábado, se muestra muy feliz y dice estar "muy bien, gracias". A ella no le importan, o eso trata de demostrar, los problemas que tiene con su hijo. De hecho, ya declaró en su día que pasa de la futura parternidad de Borja.
Con o sin su hijo, Tita no dudó en festejar su cumpleaños y lo hizo en compañía de sus amigos más íntimos y de sus dos gemelas, que adoptó en 2006. Un fin de semana de lo más entretenido para la Baronesa, que se dejó ver en el Godó luciendo un modelo rosa palo y una pamela del mismo tono.