Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Albert Rivera: "Nunca hubo veto a Rajoy"

Han perdido ocho escaños respecto al 20D pero Albert Rivera no lo considera un fracaso. El líder de Ciudadanos ha analizado los resultados electorales enn 'El programa de Ana Rosa' y ha insistido en la necesidad de un gran pacto y en que hay que hablar de contenidos y no de sillones. "Espero que PP y PSOE no sigan en la guerra fría y nos sentemos a hablar de contenidos", ha dicho Rivera, que ha asegurado que nunca ha vetado a Mariano Rajoy. 

La polarización y la ley electoral son culpables de la pérdida de escaños de Ciudadanos. Así lo ha manifestado Albert Rivera en 'El programa de Ana Rosa'. "Ciudadanos prácticamente ha repetido los resultados con una polarización brutal, han fingido que había que elegir entre el miedo y la venganza y más de tres millones de españoles han votado centro, progreso y acuerdos. Estoy satisfecho en el número de votos pero no con el número de escaños. Con ocho décimas nos hemos dejado ocho escaños. Mantener un 13,1% y repetir resultado con una polarización brutal y una abstención muy alta que nos perjudica. Queríamos más y lo dijimos toda la campaña. Con un solo punto tendríamos entre cinco y diez escaños más y con ocho décimas menos tenemos ocho escaños menos. Esta ley electoral sabíamos que era criminal para nosotros y va a ser uno de los primeros cambios que pidamos, no solo por Ciudadanos sino porque los ciudadanos no pueden ser de primera o segunda en función de donde vivan", ha dicho el líder de Ciudadanos.
El veto a Mariano Rajoy
En su intervención en 'AR', Albert Rivera ha insistido en la necesidad de una gran coalición en la que ellos quieren estar presentes. "Vamos a sentarnos con el PP y con el PSOE y hoy voy a llamar a Rajoy. La reforma de la Constitución, de la ley electoral, de la ley de la justicia, de la ley de educación... Estas reformas no tienen suficiente con un Gobierno de 137 escaños frágil y débil. .Ha cambiado algo, ya no hay mayorías absolutas y el PP, PSOE y Ciudadanos nos tenemos que sentar en una mesa, llegar a acuerdos y poner en marcha una legislatura de reformas. Me importa más el qué y el para qué que el quien. Lo importante es que nos sentemos a hablar de reformas", ha dicho Rivera, que ha insistido en que no hay que hablar de cargos en este momento. "Si PSOE y PP quieren hablar de reformas y cambios, Ciudadanos se sienta a partir de mañana. Si quieren hablar de sillones con nosotros que no cuenten, estaremos esperando en la oposición para controlar el Gobierno. Vamos a ejercer de fuerza de cambio, de un cambio político de reformas profundas. Hablar de cambio y no de los sillones de Sánchez y Rajoy". 
Respecto al paso atrás de Rajoy, Rivera ha asegurado que nunca pidieron que Rajoy se apartara. "Nunca hubo veto a Rajoy. Los escaños y votantes de Ciudadanos son de Ciudadanos. Vamos a debatir contenidos y no de sillones", ha dicho Rivera. "Los que votaron Ciudadanos no creo que no supieran lo que defendíamos: querían cambio, regeneración y reformas. Vamos a hablar de reformas, Si el PP y PSOE se quieren sentar a hablar de reformas, Ciudadanos se sientan esta tarde. Si les llamo y me hablan de sillones, no avanzamos. Hace falta una mayoría amplia, no hay suma de dos partidos posible, necesitamos mínimo tres tres partidos y yo no cuento con los partidos separatistas ni con los nacionalistas para sostener un Gobierno. Necesitamos un Gobierno fuerte para hacer reformas y el único pacto posible es entre partidos constitucionalistas: PP, PSOE y Ciudadanos", ha dicho Rivera, que ha insistido en que hay que hablar de cambio. "Nosotros vamos a hablar de reformas, no de sillones. Si quieren hablar del sillón de Mariano Rajoy o del de Sánchez que no  nos llamen. Más claro no puedo ser. Vamos a ser autónomos y libres. La nueva etapa política tiene que tener cambio, regeneración, escuchar a los ciudadanos, tiene que tener grandes acuerdos... Para eso vamos a utilizar los 3,2 millones de votantes. Si alguien quiere apuntalar Gobierno frágiles o Gobiernos bajo sospechas, nosotros no vamos a participar de esos Gobiernos. Si hay una mesa de negociacion llamaré a Sánchez y Rajoy para que sus partidos y el mío se pongan  a trabajar". 
Albert Rivera quiere un gran pacto con el PSOE y el PP y ellos van a trabajar para que sea posible. "Si se abstiene el PSOE sí que gobierna el señor Rajoy. Cada partido tiene que tomar sus propias decisiones pero aquí está nuestra propuestas: sentarnos en una mesa para hablar de reformas, de ley electoral, de autónomos, reforma del mercado laboral...  Hay 3,2 millones de españoles que han dicho centro. El centro existe en España. Vamos a utilizar esos votantes y representarles para que se consigan los cambios que quieren. Hay algunos que solo quieren hablar de sillones pero nadie va a tolerar que los sillones estén por delante de España y va a haber mesa de negociación. Espero que el PSOE asuma que es un partido necesario para generar grandes pactos de Estado. Somos los tres partidos que representamos a la gran mayoría de los españoles y nos tenemos que sentar en una mesa de negociaciones. Yo lo intenté y no lo logré. Espero que no sigan en la guerra fría y nos sentemos a hablar de lo que los españoles necesitan de nosotros, de sus problemas y no de los problemas de los partidos", ha dicho Rivera, que aún no sabe cómo podría ser el pacto "Depende de la mesa de negociación. Si nos ponemos de acuerdo en esas reformas y los escaños nos comprometemos a hacer esas reformas, será más fácil. Si no hay compromiso de legislatura reformista, de una especie de segunda etapa política, será muy complicado. Yo no estoy en la lógica en la que los nacionalistas e separatistas apuntalan el Gobierno. Estoy en una lógica en la que los partidos que defendemos el marco constitucional y marco europeo aparcamos nuestras diferencias y reformamos el país. Ahí nos sentimos cómodos en el centro político pero si algunos ya están haciendo cábalas de sillones y escaños para mantener eso, nosotros no estamos en eso. Llevamos tiempo defendiendo la igualdad de los españoles y que los Gobiernos de España no pueden recaer sobre partidos que quieren romper este país o que no quieren la igualdad de todos. Tenemos la oportunidad de ponernos de acuerdo y esto yconvencido de que si vamos a esa mesa se va a llegar a acuerdos. Dejemos el debate de sillones para el final y vamos a hablar de contenidos y soluciones", ha dicho Rivera.