Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La madre de Morate: "Respeto a las personas enfermas y a mi hijo, igual"

María Jesús, la madre de Sergio Morate, prefiere no hablar del día del crimen. "No quiero obstaculizar que el abogado le defienda porque todo el mundo, haya hecho lo que haya hecho, se merece una defensa", ha dicho a nuestro compañero Álex Rodríguez, al que ha dicho que intenta ayudar a su hijo, al que considera enfermo. "Al principio no era capaz de hablar con él pero es mi hijo. Yo respeto a las personas enfermas y a mi hijo de la misma manera, más porque soy su madre", ha dicho María Jesús, que cree que su hijo puede cambiar. "Siempre ha habido gente que ha hecho cosas malas que se ha arrepentido y que luego ha hecho una labor muy buena."

Apenas recuerda nada del día del crimen. "Aquella noche me llamaron y perdí el control. No sabía lo que hacía ni lo que decía", ha dicho María Jesús, la madre de Sergio Morate a nuestro compañero Álex Rodríguez. "Estuvo en casa, fue a Palomera. No quiso cenar, creo. Salió a sacar a los perretes y no hablé con él ni un minuto. En ese minuto no notas nada. Al principio no sabía nada, las noticias me las daba la policía."
"Haya hecho lo que haya hecho, se merece una defensa"
Pese a lo ocurrido el pasado 6 de agosto, María Jesús cree que su hijo merece que alguien le defienda en el juicio. Por eso no quiere hablar. "Este dolor es muy fuerte pero no quiero obstaculizar que el abogado le defienda porque todo el mundo, haya hecho lo que haya hecho, se merece una defensa. Estoy hablando como madre, cómo me siento, cómo quiero que sea mi hijo, lo que hemos vivido, lo que hemos sufrido...", ha dicho María Jesús, que cree que en el momento del crimen, Sergio Morate no tenía ningún contacto con los amigos que hizo en prisión. "No lo sé porque era reservado", dice María Jesús, que ha asegurado que su hijo nunca le ha confesado  los crímenes.
"Quiere ayudar a su hijo"
María Jesús quiere ayudar a su  hijo y espera que el paso de prisión le haga reflexionar. "No he visto la tele, me han contado cosas pero no he querido saber nada. Lo que tengo que hacer es rezar por las chicas e intentar que el corazón de mi hijo, si lo ha cometido, salga de otra manera porque en casa le hemos educado de otra manera", ha asegurado María Jesús, que ha conseguido hablar con su hijo después de los crímenes. "Al principio no era capaz de hablar con él pero es mi hijo es mi hijo. Yo respeto a las personas enfermas y a mi hijo de la misma manera, más porque soy su madre. Si alguna ayuda hay que buscar la tengo que buscar yo", ha explicado la madre de Sergio Morate, que cree que su hijo puede cambiar. "Le digo que intente buscar la luz. Si ha sido el que lo ha hecho, que encuentre la luz. Siempre ha habido gente que ha hecho cosas malas que se ha arrepentido y que luego ha hecho una labor muy buena. Le digo que donde esté puede ser bueno con la gente, incluido en la cárcel."