Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La infanta Cristina, abandonada por la Casa Real

En diciembre de 2011, Iñaki Urdangarin es imputado. La Casa Real reacciona y tacha su comportamiento de ‘no ejemplar’.  El escándalo del Caso Nòos se convierte en una losa y la Casa Real aparta a la Infanta y su marido, incluso piden a doña Cristina que renuncie a sus derechos dinásticos. Felipe VI es quien más ha marcado la distancia con su hermana, a quien ha revocado el título de duquesa de Palma. La infanta Cristina solo cuenta con el apoyo de su madre y su hermana y ella ha tenido que recurrir a un psicólogo para superar la depresión en la que ha caído.